jueves, 21 de septiembre de 2017

Que el otoño no te frene.


¿Por qué ibamos a tener que abandonar esas nuevas adquisiciones de verano de una forma tan prematura?

Homenajeando a Amy Winehouse en su éxito Rehab os diremos que 
"No, no, no"

No hay motivo para abandonar las nuevas prendas a las que hemos cedido un sitio en nuestros armarios. En este post os mostramos que es más bien una cuestión de tener en cuenta el cuándo, el dónde; o más bien: el con qué.

Para ello Tati nos trae tres outfits en los que el color hará que los grises cielos del otoño nos envidien cuando pisemos con decisión nuestras calles.

Lady in Pink


Este vestido de Primark en color rosa es una prenda más versátil de lo que a primera vista podría parecernos.

En esta propuesta las gafas, también de Primark, te darán ese toque del glamour del Hollywood de los años 50 con su montura a juego con el vestido de corte baby doll.


La biker de polipiel estamos seguros de que volverá a ser una de las estrellas de esta temporada. Esta en color negro, de Stradivarius, acompaña sobre las transparencias del vestido a unas botas de El corte Inglés de mismas características.


Una delicada princesa en rosa del s.XII con su faceta más cañera y segura.


Este bolso de Purificación García en negro se suma al look como la puntada final a un círculo medido al milímetro.


Es el accesorio estrella, agarralo bien y dale el papel que le corresponde dentro de tus estilismos.

Vestido: Primark
Botas: El corte Inglés
Biker: Stradivarius
Bolso: Purificación García
Gafas: Primark

¿Un ligero cambio sin modificar la base del estilismo?


En la historia de la cenicienta un zapato cambió su vida, y realmente los zapatos pueden cambiar no sólo tu día si no que pueden hacer que el look que llevas diga una cosa o comunique algo bastante diferente.


Zapatos de Stradivarius en negro en contraste con un bolso de un tamaño más pequeño en color dorado de Tous.


Zapatos: Stradivarius
Bolso: Tous

Mi limón limonero

Si de colores se trata, el amarillo debería ser el sol de los colores.

No hay color con el que puedas pasar menos desapercibida, y es que este color podría ser el sustituto del sol en esos días nublados que nos regalará esta temporada.


Misma biker de polipiel negra, aliado a combinar con infinidad de prendas.

En este caso Tati decidió sumar colores pastel, suavizando con los complementos el protagonista potente color del vestido amarillo.


El encanto de este vestido amarillo de Sfera son los volantes que podrás dejar al descubierto cuando te quites la biker en cualquier interior.


Las sandalias podrás seguir usándolas, siempre y cuando no elijas un día de lluvia. Y es que el entretiempo tiene esa riqueza de permitirnos aprovechar piezas de nuestro armario estival adaptándolas a las circunstancias.

En este caso, vestidos cortos con sandalias son una buena elección al sumarles unas medias.


Y es que estas sandalias de JustFab eran las compañeras ideales para el bolso de Purificación García que aportaba tonalidades más suaves a este outfit tan luminoso.


Biker: Stradivarius
Vestido: Sfera
Sandalias: JustFab
Bolso: Purificación García

Presa del amarillo

Digamos HOLA a las prendas a rayas.

Este mono de Stradivarius es una prenda con aires clásicos y formales 100% business style.

¿Tiene eso necesariamente que ir reñido con atreverse a darle un toque divertido?


El mono a rayas en ByN acompañado de el 3/4 amarillo de Zara tiene otro color.


Pero si le sumamos estas sandalias con detalle furry en tres colores de Stradivarius y un discreto bolso negro, en este caso de Purificación García; podemos obtener un formal pero no aburrido estilismo de lineas Smart Outfit.


Mono: Stradivarius
Abrigo: Zara
Sandalias: Stradivarius
Bolso: Purificación García

No abandones al completo las prendas de esta estación a la que hoy decimos oficialmente "hasta el año que viene"

Los grises cielos y la caida de las hojas no tienen por qué marchitar los colores de tu armario.

💓💛


Esperamos que os haya gustado esta nueva entrada y no olvideis comentarnos en cualquiera de nuestras redes sociales.

¿Nos vemos pronto?